18 junio 2007

Estereotipos, The Aftermath

-Antes de ponerme con lo que son las conclusiones y repercusiones de lo que ha sido el tema estrella de Internet este fin de semana y darlo por zanjado a no ser que ocurra algo MUY gordo, me gustaria dar las gracias a los CIENTOS de amigos que se han dejado pasar por aquí para ver nuestro producto estrella: la carta de Sarita (ojalá hubiesemos podido hacer una más currada, pero por falta de tiempo y experiencia es lo que hay).
Hemos conseguido un récord de visitas que nunca hubiésemos imaginado cuando empezamos con esta aventura de blog allá por Septiembre del año pasado, espero que el blog haya sido de vuestro agrado. MUCHAS GRACIAS.

-No recuerdo una série de reacciones en cadena en Internet como la sucedida desde el pasado jueves (cuando descubrí el artículo en cuestión), cientos, quizá miles de personas a lo largo y ancho de España haciendo frente común ante algo que, en mayor o menor grado les parecia una afrenta directa, pero ante todo era un despropósito de artículo sin gracia alguna y carente de ironía basado en antiguos estereotipos, cuyo único propósito era descalificar a un colectivo social.
Al principio me decanté por darle un voto de confianza a la chiquilla, era rubia ¡qué le ibamos a hacer! (¿ves? cierto grado de ironía). Su artíclo rebosaba en tópicos y estereotipos a cada cual más obsoleto y pasado de rosca, pese a esto (y como más de uno ha indicado) me impactó que hubiese escrito mal "alienigena", pero increiblemente "Chewbacca" aparecía bien escrito ¿el truco? pues el viejo copy/paste extraído frase por frase de la Frikipedia.
Ante esta evidéncia mis pensamientos pasaron un estado superior, llegué a considerar la posibilidad de que había un "gran truco" en todo esto, es decir, ¿y si todo hubiese sido un montaje para alcanzar un cierto grado de notoriedad? ¿es alguien capaz de jugarsela a hacer algo así en Internet donde cualquiera te puede poner a caer de burro?
Ante esta paja mental que tenia y buscando arriba y abajo, llegué a la página web de la revista que publicó el articulo en cuestión y me eché en cara al "staff" de la misma, todos los hemos visto, parecen sacados de un molde y no es de extrañar que representen a la España más añeja y cerrada de mente, es una pena.

-Ante esta revelación comprendí en el acto lo que había sucedido: el director (copa en mano como en las fotos ya rulan por ahí), le encarga a Sarita un artículo sobre frikis (probablente porque el 25 de Mayo pillaba cerca), ella, como no tiene ni puta idea de cómo hacerlo se pone a buscar con su "maquinita diabólica" alguna información.
A estas horas todos sabemos ya cómo acabó su "busqueda", tiene información (poco contrastada pero la tiene), se pone a escribir una visión irónica del mundillo friki y la caga, nosotros nos cabreamos y contraatacamos.
Ahora bien ¿es el estilo de este artículo un caso esporádico? Lo cierto es que no. Decidí leer otro artículo suyo, el cual apareció en el número de Abril de la revista. Sarita tiene un estilo marcado, pretende hacer un retrato de la sociedad en un marco irónico, el cual está claro que no controla, ya que el artículo en cuestión también es un despropósito, aunque más light.
En ese artículo "arremete" contra cierta gente que vive la Feria de Abril de Sevilla de una manera u otra, lo más irónico y paradójico del caso es que arremete contra la Jet-Set sevillana, cuando se ve a la legua que ella misma (rubia de bote hiperquemada por rayos UVA) y su "grupichi" de compañeros de trabajo pertenecen a este sector de la sociedad, además, ¿quién coño iba a entrevistar a la Duquesa de Alba o a Leandro de Borbón sino uno de esos?

-He tenido la ocasión de leer muchos blogs y posts en foros donde (evidentemente) se quejaban y colgaban los mails que iban o habían enviado a la redacción. Para ser sincero, no creo que el director, el Señor Mario Niebla Del Toro y Carrión (toma ya!) se haya leído más de 5, pero seguro que al ver la bandeja de entrada de su "maquinita diabólica" repleta de mails que trataban sobre el mismo tema (correo vengativo) habrá dado algún toque de atención en la redacción (siempre y cuando no le haya pillado todo esto en los toros o de romería o hasta el culo de rebujito en algún garito).
Seguramente los responsables de este artículo Sara y Mario (por permitir que saliese a la luz de ese modo) pensaran que todo esto es una afrenta hacia su persona y que esto no tiene razón de ser, aunque como es lógico yo lo veo de otra manera:
Es verdad que se ha tomado a Sarita como cabeza de turco de todo esto y es cierto que está siendo el blanco de todas las críticas y descalificaciones, pero en el fondo, lo que se critica es la idea equivocada que tiene esta mujer sobre los "frikis", se le llama friki a alguien que lee manga o ve anime, se le llama friki a alguien que escucha música que no es la común en la radio, se le llama friki al que juega al rol o lee libros de fantasía, pero NO se le llama friki al ve que "El Tomate", compra el "Que Me Dices", vive por y para el fútbol (y mira que me jode que haya ganado la liga el Madrid) o sólo le preocupa de "si este moreno artificial pega con este modelito".
Insisto, es una pena que aún caigamos en tópicos y estereotipos (y yo no me excluyo), pero más pena da que por pura ignorancia y desinformación se insulte a la gente y se convierta un simple artículo de una revista local en un arma ofensiva.
Desconozco si Sarita ha sido informada sobre el revuelo que ha organizado, no sé si por falta de profesionalidad en su trabajo, porque no acabó la carrera de periodismo (parece mentira que un periodista escriba así) o porque sencillamente no vale pa' ná y está ahí por enchufe, pero no estaría mal que pensase, no en una disculpa formal, sino en una nueva manera de pensar y así tratar de respetar a aquellos que ella (y su grupichi) ven como frikis, los cuales sólo tienen aficiones tan válidas como las de los demás.

5 comentarios:

Indio dijo...

lo siento por el micro comentario para un post tan largo pero: Amén
xD

SEVILLANO dijo...

lo mas triste!!! que no se llama asi!!! nada de "mario niebla del toro y carrion" y toma ya!! nada de eso!!todo es mucho mas triste y patetico!! en sevillay lo digo en serio todos saben que ese no en su nombre, averguenza que rechaze su padre y a su madre, por que solo se llama "mario niebla toro" es decir, se añade "del" e "y" y une apellidos para sentirse mejor, y darse importancia, me da pena, asco solo el pensarlo, un poco de respeto a tus antepasados!!! señor mario niebla, por favor no le sigan el juego

mapete dijo...

Son demasiadas las cosas que me gustaría añadir a la cartita y a vuestro post. Personalmente, soy seguidor de la revista escaparate de Sevilla desde que por casualidad llegó a mis manos una tarde que tomaba café con un amigo. La nombrada revista convirtió la tarde en una de las más divertidas de mi vida. El caso es que la lectura de un artículo o entrevista aisladamente puede hacer que uno se eche las manos a la cabeza, como le habrá ocurrido a cualquiera que haya leído el artículo. Si además esta persona es de los "pierde" su tiempo en aprender a utilizar linux y a sus procesos, o a divulgar sus conocimientos, pues lógicamente, más. Lo de conquistar el mundo con "alieníjenas" y figuritas de Stars Wars no lo comento. Viniendo de gente que se reúne todos los domingos para escuchar que un amigo invisible que los ama creó los cielos y la tierra, al hombre, la vida, etc.. y tuvo un hijo con una mujer sin necesidad de desvirgarla, y luego, hacen representaciones en madera de estas cosas y se echan a llorar cuando los ven, mientras exclaman ¡qué bonito!. Pues viniendo de ellos, no puede ser más que un guiño de complicidad.
Volviendo, decía, que si un artículo aislado puede crear algo así como indignación (aunque más bien, desesperanza en la raza humana), la lectura de uno detrás de otro se convierte en un ejercicio realmente divertido. Porque tras cada artículo (casi diría cada párrafo) uno piensa que no pueden superarse. Y sí, se superan. Se superan en las "opiniones" sobre estilo, moda, copas o caballos, se superan en la "calidad" del personaje al que entrevistan y de lo consiguen arrancar de él ("Mi color favorito es el azul"), se superan en los nombres y las fotos de los redactores. En este punto quería hacer un inciso para decir que lo peor no es llamarse Mario Niebla Del Toro y Carrión. Es mucho peor la pinta que tiene el sujeto, que encima se llama así. Al fin y al cabo, el nombre no lo elige él.
Bueno, el caso, que la ciudad en la vivo, Sevilla, hace mucho que es más un parque temático de lo rancio que una ciudad. Una ciudad en la que la opinión y el análisis la da en el ABC un hombre que tras una elección a ministra criticaba a la elegida porque antes trabajaba en la promoción de artistas flamencos, cuando eso siempre había que dejarlo a los señoritos en sus fiestas; en la que el pulso y el ambiente de la calle lo da qué y cómo piensan los miembros del consejo de cofradías (estos son los que Sarita confundía con los geeks, por eso los describía de esa manera); en la que al único hombre al que todo el mundo llama maestro es a un periodista que lleva 30 años dedicado a retransmitir partidos de fútbol (o a un torero); o en la que el grito de socorro la gente normal lo da una revista dirigida por Mario Niebla Del Toro y Carrión y, ahora sí, ¡Toma ya!, en la que gente que paga 100 veces más por una camiseta de lo que vale porque lleva un cocodrilo a la altura del pecho se atreve a decir, que la gente gasta su dinero en cosas inútiles, porque además, no llevar el cocodrilo (o cualquier otro indicativo parecido) es sinómino de no ducharse.
Sevilla tiene un olor especial! A rancio!

mapete dijo...

Son demasiadas las cosas que me gustaría añadir a la cartita y a vuestro post. Personalmente, soy seguidor de la revista escaparate de Sevilla desde que por casualidad llegó a mis manos una tarde que tomaba café con un amigo. La nombrada revista convirtió la tarde en una de las más divertidas de mi vida. El caso es que la lectura de un artículo o entrevista aisladamente puede hacer que uno se eche las manos a la cabeza, como le habrá ocurrido a cualquiera que haya leído el artículo. Si además esta persona es de los "pierde" su tiempo en aprender a utilizar linux y a sus procesos, o a divulgar sus conocimientos, pues lógicamente, más. Lo de conquistar el mundo con "alieníjenas" y figuritas de Stars Wars no lo comento. Viniendo de gente que se reúne todos los domingos para escuchar que un amigo invisible que los ama creó los cielos y la tierra, al hombre, la vida, etc.. y tuvo un hijo con una mujer sin necesidad de desvirgarla, y luego, hacen representaciones en madera de estas cosas y se echan a llorar cuando los ven, mientras exclaman ¡qué bonito!. Pues viniendo de ellos, no puede ser más que un guiño de complicidad.
Volviendo, decía, que si un artículo aislado puede crear algo así como indignación (aunque más bien, desesperanza en la raza humana), la lectura de uno detrás de otro se convierte en un ejercicio realmente divertido. Porque tras cada artículo (casi diría cada párrafo) uno piensa que no pueden superarse. Y sí, se superan. Se superan en las "opiniones" sobre estilo, moda, copas o caballos, se superan en la "calidad" del personaje al que entrevistan y de lo consiguen arrancar de él ("Mi color favorito es el azul"), se superan en los nombres y las fotos de los redactores. En este punto quería hacer un inciso para decir que lo peor no es llamarse Mario Niebla Del Toro y Carrión. Es mucho peor la pinta que tiene el sujeto, que encima se llama así. Al fin y al cabo, el nombre no lo elige él.
Bueno, el caso, que la ciudad en la vivo, Sevilla, hace mucho que es más un parque temático de lo rancio que una ciudad. Una ciudad en la que la opinión y el análisis la da en el ABC un hombre que tras una elección a ministra criticaba a la elegida porque antes trabajaba en la promoción de artistas flamencos, cuando eso siempre había que dejarlo a los señoritos en sus fiestas; en la que el pulso y el ambiente de la calle lo da qué y cómo piensan los miembros del consejo de cofradías (estos son los que Sarita confundía con los geeks, por eso los describía de esa manera); en la que al único hombre al que todo el mundo llama maestro es a un periodista que lleva 30 años dedicado a retransmitir partidos de fútbol (o a un torero); o en la que el grito de socorro la gente normal lo da una revista dirigida por Mario Niebla Del Toro y Carrión y, ahora sí, ¡Toma ya!, en la que gente que paga 100 veces más por una camiseta de lo que vale porque lleva un cocodrilo a la altura del pecho se atreve a decir, que la gente gasta su dinero en cosas inútiles, porque además, no llevar el cocodrilo (o cualquier otro indicativo parecido) es sinómino de no ducharse.
Sevilla tiene un olor especial! A rancio!

Rancio Niebla dijo...

La persona con más afán de protagonismo que Belén Esteban
Nadie ha inventado más de una vida para aparentar, dejando a socios y trabajadores de Escaparate en la estacada y sin pagarles.
Tuvo la poca clase de relevar a una periodista de caché sin nombrarla como es costumbre en periodistas de clase y no en meros tribuletes.
A lo máximo que llegará será a un plagio de Josemo Diaz Siero.
Pregunta Mario, pregunta, que veras como crece tu club de "fans"